Un estudio realizado por FACT-Finder revela que las tiendas online pueden perder un 20% de sus ventas por simples errores ortográficos. Así, el estudio señala que aproximadamente un 40% de las búsquedas que se realizan en una tienda online no tienen resultado alguno debido a diferencias entre lo que escribe el cliente y el nombre del producto.

En tanto, las tiendas online con un buen motor de búsqueda y sistema de navegación, logran clientes más satisfechos dispuestos a comprar más, ya que encuentran con facilidad los productos. Esto incrementa también el “long tail” o “larga cola” de la tienda. Con long tail nos referimos a la venta de los productos que generalmente no se logran vender.

Por admin