El Departamento del Tesoro norteamericano puede llegar a recibir hasta unas 25.000 devoluciones de cartas de pagos de los contribuyentes que el servicio de correos no ha podido hacer llegar a sus destinatarios. Abrir éstas manualmente para revisar la información enviada y llevar a cabo una revocación de la deuda enviada si así se precisa. Evidentemente este proceso manual suponía semanas de retraso de estas revocaciones y, por lo tanto, millones de dólares sin ingresar en el Tesoro durante demasiado tiempo.

Este caso explica la manera en la que la plataforma de escaneado Imagetrac está siendo utilizada por el Tesoro estadounidense para agilizar el procesamiento de estos formularios devueltos sin tener siquiera que abrir el sobre.

Por admin